martes, 7 de julio de 2009

Homenaje a Velez Sarfield y a Barbita y a la banda del Fortín

la para con el pecho
hace jueguito
tira un caño
cabecea en el área
en el círculo central
la pelota se hace luuuna
en el cielo de liniers
resiste
puntinazos en gemelos y tendones
con cara de estampita
levanta la cabeza
tira y y y y
pega en el travesaño
la V tatuada
debajo de la camiseta
un silbato y el tiempo de descuento
un alargue
se terrrrrrminó el partido
la vuelta olímpica
y se va
lentamente
mientras el
barbiiita barbiiita
resuena en la hinchada
del fortín

1 comentario:

Máximo Ballester dijo...

Este lo escuché a dos voces hace poco. La segunda voz la oportó un locutor amigo, que anda vela al viento por todos lados en estos tiempos de barbijo al aire.

Me encanta este poema, Nilda!!!

(Cómo están los de Huracán, son un tifón de rabia)

Un abrazo.